domingo, 22 de noviembre de 2009

"LOMEANDO", HASTA LA CIMA, SIN CADENAS




MAIGMÓ (Desde Agost)

Participantes: Vicente, Antonio, Mari y Patro, Yolanda y José Ramón y Lourdes y Julián.

Día: 14/11/2009

Tiempo: unas 5 horas y 40 minutos

El Maigmó (1.296 metros), es una sierra que separa el valle del Vinalopó de la Hoya de Castalla. Su perfil característico piramidal la hace inconfundible a la vista desde otras sierras cercanas. Su entorno incluye una gran extensión de bosque de pino con carrascas en zonas de umbría. Nuestra ruta comienza en Agost, un pueblo de tradición alfarera de la comarca de l'Alacantí.

Recorrido.

Llegamos a Agost desde Elche. Entramos en el pueblo por su calle principal, la Av. del Consell del País Valencià, por la que seguimos hasta desviarnos a mano izquierda por el Carrer de Monfort, en cuya esquina veremos un cartel del museo de alfarería. Acabado el carrer de Monfort, seguimos por la pista asfaltada en dirección al Palomaret y Racó Bell. Tras cuatro kilómetros y medio llegamos al antiguo vial del ferrocarril, ahora transformado en vía verde. Aquí dejamos los coches, junto a un túnel.

1-Vía Verde - Barranco de l'Estret (30 minutos)

La ruta comienza siguiendo la primera pista a mano derecha tras pasar un pequeño puente donde se juntan la carretera de Racó Bell y la vía verde. La pista principal deja a la derecha dos casas, y continua en dirección norte, primero por una bifurcación a la derecha y después, por la siguiente a la izquierda. Finalmente dejamos una casa en un hondo a la derecha (casa de l'Estret) y llegamos a l'Estret, una zona angosta del barranco, con un cauce que antiguamente llevaba mucha agua. Al poco de pasar l’Estret, en una zona impresionante por su orografía y vegetación, se encuentra a la derecha la bajada de un barranco muy cómodo de recorrer. La senda termina en una pista forestal, que en un principio discurre entre un bosque de grandes pinos.

2-L´Estret-Maigmó (1.296)

En pocos metros abandonamos la pista al ver un hito a mano derecha, nos conduce por una fuerte pendiente que nos hace resoplar y acordarnos de lo necesario que ha sido tomar “unos torraos” para afrontar con energía la cuesta, no sabemos si por el esfuerzo nos parece ver dos tortugas luchando, y que conste que todavía no hemos descorchado el vino. Sin prisa, pero sin pausa , "lomeando", como apuntó alguno, vemos nuestra recompensa cuando pisamos los primeros “riscos” de la Peña la Madama y en apenas unos minutos llegamos a la cima y tocamos el punto geodésico, algunas no sin pensárselo dos veces, donde nos sacamos las fotos que lo atestiguan, aunque lo principal es lograrlo.

Buscamos un buen sitio y nos comemos nuestros merecidos bocatas.

3- Maigmó - Balcón de Alicante (20 minutos)

Bajada sin complicaciones por la cara este del Maigmó hasta el área recreativa, donde se encuentra la terraza que tiene vistas hacia la ciudad de Alicante y toda la costa de alrededor.

4- Balcón de Alicante-Collado de la Xau

En este punto cogemos la carretera y bajamos un kilometro hasta encontrar una pista forestal a mano izquierda que nos conduce bordeando por debajo de la sierra del Maigmó hasta el Collado de la Xau donde hay un par de rectas un poco inclinadas hacia arriba (desde allí están las clavijas que nos permitirían ascender de nuevo al Maigmó)

5- Collado de la Xau-Meta

Ya es coser y cantar, todo cuesta abajo y llaneando vamos llegando al hito que a la ida nos marcó el sendero hacia la derecha y pasamos por el camino angosto de la zona del Estrech, para evitar las cuestas con piedras seguimos la pista, en vez de coger el sendero que va por abajo, por todo el barranco, y en apenas media hora llegamos a los coches. Han sido 5 horas de marcha,por un recorrido en forma de ocho que nos ha hecho la ruta más amena al tener la posibilidad de ver todas las caras del Alto del Maigmó.

5 comentarios:

  1. Es una ruta muy bonita de hacer y espero ir algúnd día de estos.

    ResponderEliminar
  2. Una excursión maravillosa.

    ResponderEliminar
  3. Me gusta mucho dicho blog. Sigue así

    ResponderEliminar
  4. La montaña de la provincia merece la pena.

    ResponderEliminar